domingo, 14 de octubre de 2012

Entrevista con C.Pérez de Tudela - El primer autor Español que escribe Chick-Lit


C. Pérez de Tuleda nos habla de su primera novela:

Por: Tania J. Baeza (@undiamasconvida)

Antes de hablar de su novela, cuéntenos cómo llegó al chicklit.
Pues llegué a este género a través de una amiga. Es más, fue ella quien motivó que me metiese de lleno en el género retándome a escribir un Chick Lit. Dos años después, aquí estoy, declaradamente enamorado del género y de sus protagonistas.

Este es un género para mujeres y, en su mayoría, escrito por mujeres. ¿Qué aporta la visión masculina a este tipo de novelas?

Ciertamente es un género principalmente destinado al consumo femenino. Pero si algo está más que demostrado, es que las tendencias cambian.

Sólo tenemos que fijarnos en el fenómeno Cincuenta sombras de Grey. Antes, la literatura erótica era un género tanto o más denostado que el Chick Lit. Y ahora ya veis; un  exitazo de ventas.
Eso demuestra que si se fija el foco de atención sobre un producto respetuoso con quien lo consume, y se publicita de manera potente, cualquier libro puede llegar a ser un superventas.
Digo esto porque creo que la visión masculina sobre el género más que aportar algo nuevo, lo que hará es ser un reclamo.
Usted firma con seudónimo, ¿hay alguna razón más allá de rodearse de un halo de misterio?

Pues os seré sincero. Al principio de toda esta aventura no quería que nadie me relacionase con este tipo de literatura. Prefería mantenerme en la sombra ya que lo que verdaderamente me gusta es escribir intriga. ¿Pero sabéis que os digo? ¡Qué eso es la mayor tontería que he pensado en la vida! Actualmente, no sólo lo reconozco, sino que lo proclamo. Me llena de orgullo poder decir que soy el primer autor español masculino que se inicia en este bonito género.

Su novela, Disparatado asesinato en el Upper East Side, tiene romanticismo, misterio y toques de surrealismo. ¿Fue complicado decidir que debería tener más peso en la obra?

La verdad es que no me resultó difícil decidir que quería que primase en la trama. Tenía claro que la historia iba a ser una comedia romántica que tendría pequeños trazos de misterio. Así que no. No me costó decidir que lo que destacaría por encima del conjunto sería la comedia.

La historia está ambientada en Manhattan. ¿No pueden pasar estas cosas en Madrid o Valencia, por ejemplo?

Me hace gracia que me lo preguntéis por que precisamente la segunda parte: Un asesinato algo embarazoso inicialmente estaba ambientada en Barcelona. Y tras en un pequeño sondeo entre los lectores, la conclusión fue que no gustó el cambio de localización, así que reculé y rehíce la trama desde cero de nuevo en Manhattan.

Creo que sí pueden suceder historias como ésta en nuestro país, pero el punto de vista del personaje también se ve determinado por el contexto que le rodea y obviamente estaríamos hablando de un sentido del humor completamente distinto. El humor made in Spain lo conservo para otras historias como: Mujeres Desempleadas, la blog-novela parodia de la serie: Mujeres Desesperadas que semanalmente publico en mi blog: http://booksandtrouble.blogspot.es.com
¿Le costó desarrollar los escenarios de la novela desde tan lejos?

La palabra no sería costar; yo diría que fue un método lento de trabajar tener que buscar y buscar localizaciones e intentar explicarle al lector pequeñas anécdotas sin acabar pareciendo una guía de viaje o simple información metida con calzador. En ese aspecto sí; costó más introducir la información de manera natural que el documentarme en si.

La construcción de los personajes suele ser una de las partes más complicadas, ¿se ha basado en personas reales o los ha creado de la nada?

Pues la verdad es que todos los personajes tiene un poco de aquí y de allí; están hechos a base de personas que conozco o que he conocido, distorsiones de otros personajes que en su momento a mí me hicieron gracia, tienen también un poquito de mí, claro. Y como no; Marion Klein es una parodia de Marian Keyes, aunque debo explicar que lo único paródico es el nombre porque después no tiene nada que ver con la pobre Marian. Sobretodo porque no tengo ni idea de si se ha casado quinientas veces o es una borracha, fumadora empedernida…. ¡Dios me libre de decir nada malo de la reina del ChickLit!

Hay escritores que dicen que no redactan la novela hasta que tienen la trama clara en su cabeza, otros dicen que perfilan una idea básica de la historia, pero que ésta va variando con el paso del tiempo. ¿Usted supo en todo momento el acontecer de los hechos de Disparatado asesinato en el Upper East Side?

Yo suelo siempre planear el cuerpo central de la historia, después, a medida que avanzan los acontecimientos la historia se precipita sola y es como si los personajes decidiesen ellos solos lo que hacen. Es quizás eso lo que me gusta más de escribir; ese punto de improvisación es lo que más estimula a la hora de desarrollar una historia, ese no saber que pasará o por qué derroteros irán los personajes es algo que aun a día de hoy me cautiva profundamente.

La editorial Círculo Rojo va a publicar su obra en papel, pero ya está disponible en Amazon. ¿Tiene datos de cómo está funcionandoDisparatado asesinato en el Upper East Sideen el mercado digital?

A día de hoy, después de siete meses en el mercado digital, aún me sorprende estar vendiendo. Cuando creo que la racha acabará, continúo vendiendo, vendiendo y vendiendo…

La verdad es que ha tenido una acogida muy buena. Y las cifras de venta son más que satisfactorias. De no haber sido así, no me hubiese lanzado a la co-edición junto a la editorial círculo rojo.
En realidad, esta tirada en papel la hago para todas aquellas personas que han ido dejando comentarios en foros y blogs, diciendo que si estuviese en papel sí la comprarían. Es un hecho que aún no están del todo normalizados los lectores de ebook y que continúa siendo un mercado muy grande el del papel.
La portada de su libro ha recibido comentarios muy positivos en varios blogs literarios. ¿Participó en su diseño? ¿Tuvo otras opciones?

La maldita portada me tuvo prácticamente un mes parado. Desde un principio sabía que quería y como lo quería. El problema es que yo no sabía llevarlo a cabo. Así que gracias a mi ilustrador, Marc de Jaime, conseguí exactamente que la portada transmitiese lo que yo quería: Intriga, comedía y la nota rosa. Participe en el diseño en cuanto a que busqué todas las imágenes, hice la composición e ideé el resultado final. Pero no hubiese sido posible sin mi ilustrador que a la vez resultó ser un coach fantástico (en serio, lo recomiendo 100%), así que aprovecho para mandarle un saludo y darle de nuevo las gracias.

En la segunda edición del ebook que salió en el mes de agosto, la portada varió, la sustituí por una portada un poco más fresca y juvenil con el objetivo de llegar a otro tipo de lectores. Esa portada si que la diseñé y maqueté yo. Lo cual me hace sentir muy orgulloso porque soy completamente negado con el Photoshop.
Las novelas chicklit suelen ser autoconclusivas. Sin embargo, las autoras no dudan en resucitar sus personajes si se convierten en iconos como Bridget Jones o Carrie Bradshaw. ¿Está abierto a nuevas aventuras de su personaje?

Rotundamente sí; de hecho, estamos ante una trilogía. La siguiente parte se titula: Un asesinato algo embarazoso y la tercera Un asesinato con clase. En ellas se tocarán temas como el embarazo y la menopausia, al igual que en esta primera parte se trató el tema de la menstruación, pero de nuevo desde el prisma del humor y el misterio.

Las primeras novelas del género aportaron algo novedoso a la literatura femenina. Ahora (casi) todas repiten unos patrones: mujer soltera, glamurosa, enganchada a marcas que no se puede permitir, con éxito profesional y una fuerte inestabilidad amorosa (Sexo en NY, Mujeres de Manhattan, Confesiones de una compradora compulsiva). ¿A qué cree que se debe ese temor a innovar?

El temor a innovar está claro que proviene del miedo a no tener lectores. Es fácil apostar sobre seguro; de hecho, si nos lo paramos a pensar, es como llevar a cabo una receta. Si se siguen los pasos correctamente tendremos una comida más que decente. En cambio, si innovamos, y le añadimos una pizquita de originalidad, corremos el riego de que salga mal. Pero… ¿Y si sale bien?

Por eso yo he querido arriesgarme, he querido fundar un nuevo género, un género paródico, literatura evasiva ideada únicamente para desconectar y reír. Algunos en la blogosfera han etiquetado mi novela como neo-chicklit. Yo no estoy completamente de acuerdo porque no creo que haya innovado en nada, simplemente he llevado al extremo los personajes y las situaciones para hacer reír, pero… ¿Es verdad que no lo había hecho antes un hombre español? Si es así, sí, debo haber innovado.
La crítica negativa más repetida para las novelas de este género es, además de lo anterior, el abuso de los estereotipos sobre las mujeres que aparecen en ellas. ¿Es difícil huir de ellos?

Sí, es difícil huir del estereotipo. Sobretodo porque lo tenemos instalado de manera inconsciente. De hecho, toda nuestra realidad nos llega filtrada a través de los famosos estereotipos. Además, el estereotipo es fácil de ridiculizar, es fácil hacer que la gente se identifique con esa imagen tan definida y tan estereotipada. Por ello a veces resulta imposible rehuir a una mínima dosis de estereotipo en las novelas de este género. Sería como cocinar algo muy bien, y no ponerle un poquitín de sal.

Estamos acabando y le damos la oportunidad de explicar a los lectores de De lectura obligada por qué deben leer Disparatado asesinato en el Upper East Side.

No sé si deben leerla o no; pero yo juro que se lo pasarán de muerte. En ella encontraran intriga, comedia y la dosis justa de romance. Estos tres elementos sumados al lenguaje paródico de los personajes y a las situaciones absurdas de las que se compone, harán de ella una lectura perfecta para desconectar. La perfecta novela para leer en un transporte público yendo hacia el trabajo. Aseguro a quien la lea que seré capaz como mínimo de arrancarle una sonrisa; y para mí eso ya es mucho.

Para cerrar la entrevista recomiende la novela del género chicklit que todos deberíamos leer.

Esta pregunta provoca en mí sentimientos encontrados; porque siendo estrictos, recomiendo El diario de Bridget Jones y la famosa El diablo viste de Prada. Ambas dos, son buenas novelas, los pilares del género. Pero también es cierto que el sentido del humor de ellas no es el mismo que el de las novelas de la genialísima Sophie Kinsella. Así que si tengo que escoger una novela, escojoConfesiones de una compradora compulsiva. A mí Becky me robó el corazón (no se lo digáis a nadie). No obstante, aprovecho para recomendar a Miriam Lavilla, otra genialísima autora española etiquetada bajo este género, sus novelas son Aceptamos marido como animal de compañía y ¿Para qué quiero enemigas?

Reacciones:

3 comentarios: